viernes, noviembre 21, 2008

Deadmau5 se busca enemigos

‘Todos los DJs son unos capullos’ Esta frase es la que ha encendido una agria polémica en el cada vez más susceptible mundo de la música electrónica.

El angelito que la ha dicho es Deadmau5, un joven productor canadiense que desde hace unos pocos meses está entregando algunas de las producciones más adictivas, comerciales y pinchadas del momento. Se dice de él que podría representar en el año 2009 el mismo fenómeno de popularidad que encabezaron en 2007 los franceses Justice.

En una entrevista concedida a un diario irlandés para promover el lanzamiento de su primer álbum, “Random album title”, Joel Zimmermann, que así se llama Deadmau5, rajó abiertamente de los DJs que no se lo curran en la cabina, y les llamó capullos a todos. Muchos amigos no ha hecho, y tan polémico ha sido el exabrupto que ha tenido que salir a matizar sus palabras en Myspace.


Deadmau5 ahora dice que no es cierto que todos los DJs sean unos inútiles, pero que últimamente no le apetece salir de noche para ir a un club en el que hay un tipo dándole al botón de play en un ordenador, que a él le gustan los DJs de verdad. Razón no le falta, la verdad.


El título del álbum es "Random Album Title". El lanzamiento se realizó primero en formato digital el 2 de Septiembre

El Tracklist es el siguiente:
01. Sometimes Things Get, Whatever
02. Complications
03. Slip
04. Some Kind Of Blue
05. Brazil (2nd Edit)
06. Alone With You
07. I Remember
08. Faxing Berlin (Piano Acoustic Version)
09. Faxing Berlin
10. Not Exactly
11. Arguru
12. So There I Was
* Formato non mixed.



Fuente : F135

3 comentarios:

Anónimo dijo...

que gran verdad la primera frase.

do re mi fa so la pitch +8

PisukeSoramame dijo...

He visto a mucho star DJ por ahí pinchando sin preocuparse de las mezclas, pasando de la gente de pista, a su bola vamos. Lo bueno que tienen: esa accesibilidad a promos de material nuevo que el resto de DJs no podemos ni olerlos hasta al cabo de 1 año y gracias.

Supongo que su comentario va dirigido a este grupo de gente. Que además, en sus inicios, lo hacían de maravilla, con dos platos y su maleta de vinilos.

Anónimo dijo...

solo digo tiene todisima la razon